Martorell, 22/09/2015. - Virginia, como de costumbre, llega temprano a los establos, donde ya la espera Cordat Z, caballo de origen alemán de 700 kg y 1,84 metros de altura. El animal saca la cabeza de la cuadra y le da la bienvenida. De repente, un ruido inesperado rompe la rutina diaria. Virginia se da la vuelta y se sorprende al descubrir un SEAT León X-PERIENCE paseándose por los establos como si estuviera en su casa.



¿Quién ganaría en una carrera entre un caballo y un coche? Ese es el reto. Coche y caballo se preparan para darlo todo. Mientras Virginia pasa una esponja húmeda por el morro de Cordat Z, el piloto del León X-PERIENCE acaba de limpiar la carrocería. Ella comprueba los cascos del caballo y el coche verifica la presión de los neumáticos. Y así sucesivamente, hasta que Virginia toma las riendas del caballo y el piloto ajusta la altura del volante.

En la pista hay diez obstáculos, cinco para cada uno. Empieza la carrera y el caballo realiza su primer salto. Pero el León X-PERIENCE no duda y también supera sin dificultad su primer obstáculo. Equipado con motores TDI y TSI, este vehículo de inconfundible aspecto aventurero destaca por su tracción permanente en las cuatro ruedas y una suspensión que se adapta a cualquier terreno. Además, sus motores se caracterizan por su dinamismo, rendimiento y eficiencia. 



La carrera sigue y ambos saltan una valla muy cerca el uno del otro. Ni se inmutan. Levantan polvo, aterrizan de forma magistral, giran con decisión y al final cruzan juntos la meta. El certamen termina en tablas.


SEAT ha ampliado su compromiso de siete años con el Real Club de Polo de Barcelona para los próximos tres años. El nuevo acuerdo sitúa al fabricante automovilístico entre los patrocinadores institucionales del club y SEAT será el coche oficial del Concurso de Saltos Internacional (CSIO), competición de fama internacional.